Categorías
Psicología Positiva

El Hombre en Busca de Sentido, de Viktor Frankl: Síntesis y Reflexión

El Hombre en Busca de Sentido

Libro de Viktor Frankl, neurólogo y psiquiatra Judío. Fundador de la Logoterapia, tercera escuela vienesa del psicoanálisis después de Freud y Adler

Estuvo tres años en un campo de concentración nazi en la Segunda Guerra Mundial.

Tiempo de lectura: 3:46 minutos.

Introducción

El hombre puede conservar un reducto de libertad espiritual, de independencia aún en casos de crueldad extrema, tensión psíquica e indigencia física, como la vivida por El Dr. Frankl en los campos de concentración.

Al hombre se le puede arrebatar todo salvo una cosa, la última de las libertades humanas, la elección de la actitud personal que tomara frente el destino y decidir su propio camino.

La libertad interior, la que nadie puede arrebatar, es la que confiere a la existencia una intención y sentido.

El talante con que se acepta el destino, la forma de cargar la Cruz, puede dotar de sentido a la vida, conservar su valor, su dignidad y su generosidad, en cambio si se le permite sambuyirse en la desesperanza ante la la lucha por la supervivencia, lo lleva a olvidar su dignidad y a la muerte. La libertad interior puede llevar al hombre por encima de su destino adverso.

La existencia provisional, sin un objetivo que justifique la existencia, lleva a la decadencia y desfallecimiento interior, sin ninguna meta, sin futuro.

Refugiarse el el pasado para apaciguar los dolores del presente, da a la vida un tono de irrealidad.

Las circunstancias adversas y difíciles para el hombre pueden otorgar al hombre la oportunidad de crecer espiritualmente más allá de si mismo.

La experiencia de Víctor Frankl dentro del campo de concentración en interacción con detenidos y custodios lo llevó a la conclusión de que solo hay dos razas de hombres: los hombres decentes y los hombres indecentes y que ambas se entremezclan en todas las sociedades y que no hay una sociedad totalmente decente o otra totalmente indecentemente.

¿Quién es en realidad el hombre?

El que decide ser lo que quiere ser y se esfuerza por lograrlo. También postuló que a nadie se le debe estar permitido hacer el mal, ni en el caso aún con aquel con quien la injusticia se ha ensañado.

Lo que mantuvo vivo y en buenas condiciones de salud física y mental a Viktor Frankl fue el deseo de volver a ver a su esposa, ayudar a sus compañeros del campo de concentración y a los guardias y poder desarrollar y publicar su teoría de la logoterapia, ese fue el sentido que le encontró a su vida.

La Logoterapia

Mira hacia el futuro, se concentra en el sentido de la existencia humana, entendiendo que el hombre necesita algo por qué vivir, se orienta a identificar lo que uno es y lo que quisiera llegar a ser para luchar por una meta o misión que nos merezca la pena.

En el siglo XX sin tradiciones que indiquen los comportamientos socialmente aceptados, algunos se encuentran entre el conformismo, no hacer nada, o seguir lo que otros hacen, con una íntima necesidad existencial. No saber lo que se quiere ser y llegar a ser lleva a un estado de tedio y aburrimiento permanente. En esta circunstancia la Logoterapia ayuda a definir objetivos y metas, es como inventarse un yo del futuro.

El sentido de la vida difiere de un hombre a otro en general y para algunos de un día a otro si no hay un sentido definido.

El sentido de la vida debe buscarse en el mundo real, conectado con el exterior, no dentro del ser humano o su psique.

El axioma básico de la logoterapia mantiene que la preocupación primordial del hombre no es gozar del placer o evitar el dolor, sino encontrarle un sentido a su vida, realmente que hacer con el tiempo que te queda? Esa decisión debe estar definida de acuerdo a las potencialidades y motivaciones de cada individuo que son únicas para cada persona.

Mi Reflexión

La Logoterapia ayuda a inventar mi futuro «yo» de largo plazo. Causas mayores a nosotros mismos y fuera de nosotros mismos, ayuda filantrópica a una persona, a una causa en comunidad. Este concepto es rescatado por la psicología positiva al definir la necesidad de tener una vida significada, que nos permita tener actividades sobretodo en en la etapa de retiro de la vida laboral.

Actualmente en México muchos abuelos encuentran la vida significada cuidando nietos, hijos de sus hijas trabajadoras llegándose a decir que estos abuelos son felices con solo la existencia de sus nietos.

2 respuestas a «El Hombre en Busca de Sentido, de Viktor Frankl: Síntesis y Reflexión»

Estoy de acuerdo con tu reflexión, y creo que es importante estar consciente y aceptar tu realidad para así poder cambiar lo que no te gusta y lo que está en tus manos solamente. Cambiarte a ti mismo y encontrar satisfacción en el hecho de que tu estés contento y hacer felices a los que te rodean en la medida de tus posibilidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.