Categorías
Uncategorized

Encontrando un sentido a nuestra vida parte 2 de 5

Semblanza de la vida de Viktor Frankl del libro «Cuando El Mundo Gira Enamorado»

Tiempo de Lectura: 6 minutos

        Introducción    

En esta segunda parte de la semblanza de Víktor Frank veremos cómo se aplica la logoterapia a para que un paciente encuentre un motivo para vivir y un sentido a su vida. Y la aplicación del método llamado intensión paradigmatica para la cura de fobias, empezamos pues:

Antes de ser capturado Víktor Frankl fue el Director del Departamento de Neurología del Hospital Rothschild, que era una institución médica patrocinada por la comunidad Judía en Viena. En la época de la persecución nazi se le presentaban cada día,á diez intentos de suicidio entre la población judía y el psiquiatra hacia todos los esfuerzos imaginables para ayudar a esas personas que le traían al hospital.

Ahí es donde conoció a la que fue su esposa Tilly Grosser que era enfermera del equipo médico, le atrajo su alegría, siempre sonriente, desenvuelta y muy atractiva. Fue el 17 de diciembre de 1941 cuando contrajeron matrimonio. Víktor tenía 36 años y Tilly 21 fueron los últimos judíos que tuvieron permiso en Viena para casarse.

En Auschwitz habia centenares de  kommandos (prisioneros), dirigidos por un  kapo la mayoría adscritos a las tareas de cavar y tender vías para el ferrocarril. Todos llevaban su correspondiente número cosido en la chaqueta y el pantaló[email protected], e incluso tatuado en la piel. Viktor ya no se llamaba Víktor ahora era el 119,104, eso era lo único que le importaba a las autoridades, su origen, su especialidad, su personalidad,     nada todo fue arrancado.

David Sick era un cirujano que después de dos semanas en el campo se ofrecía a curar los pies enfermos de los presos, con heridas llenas de pus, operación que realizaba de noche. En Auschwitz bien lo repetían todos, la muerte empieza por los zapatos.

La mente de Viktor se aferraba en la imagen de su mujer. Le decía a David, sabes? La oigo contéstame, la veo sonriéndome, con su mirada franca y cordial. Real o no su mirada es más luminosa que el sol del amanecer. Por primera vez comprendo la verdad proclamada en las canciones y en los versos de los poetas;     lo que es el amor como la meta última a la que puede aspirar un hombre.

    Es ahora cuando entiendo que el mayor secreto de la poesia, el pensamiento y la fe del hombre, que llevan a la salvación de la persona, está en el amor.  Entiendo cómo un hombre aún desposeido de todo, todavía puede conocer la felicidad si contempla al ser querido.     Cuando el ser humano se encuentra en una total desolación, cuando su única posibilidad es limitarse a soportar los sufrimientos con dignidad, ese hombre puede realizarse en la amorosa contemplacion de la imagen del ser querido.

Ni siquiera sé si ella vive! Susurró a David, solo se que ahora he aprendido bien: que el amor trasciende a la persona física y encuentra su significado más profundo en su propio espíritu, viva o no, no necesito saberlo, porque nada puede alterar la fuerza de mi amor, ni la imagen de mi amada.     Ya lo dice el cantar de los cantares, “ponme como sello sobre tu corazón, pues fuerte es el amor como la muerte”.   Esto lo logro cultivando una actitud de independencia mental y de libertad espiritual incluso en estás terribles circunstancias, se puede lograr, con motivación y entrenamiento, repitiendo una y otra vez con perseverancia hasta dominarla.

Al Kapo que le decían su majestad, una vez le dijo, a partir de ahora Usted irá hasta adelante de la fila, lo he observado y ya vi como se las gasta; en la mañana siguiente lo empezó a interrogar y Víktor se dio cuenta y que sabía mucho acerca de él, su antigua dirección y su trabajo como psiquiatra, conocía aún su trabajo con la logoterapia y que se había casado con Tilly.     Le dijo que como era posible que le preguntara a los pacientes porque no te suicidas?  Y le pregunto si no le parecía que era una pregunta muy dura? Como cuántos casos de intento de suicidio ha usted visto le pregunto? La respuesta de Víktor fue 4,000 casos en sólo cuatro años.

    La pregunta es mi modo de saber que motivos para vivir tienen mis pacientes,  le explicó el psiquiatra, de esta manera les puedo ayudar en su vida. Dicho en términos técnicos: primero viene el análisis de cada existencia individual y después la logoterapia individual. Todo esto yo lo tenía recopilado en el manuscrito que me fue arrebatado y que sería mi libro llamado  El médico y el alma.

Y no piensa volver a escribirlo aquí le dijo el kapo? Tal vez sería un buen motivo para vivir, lo ha dicho usted antes, no?

Quién demonios es usted le pregunto Víktor al Kapo? Soy Gustav Hertzog y he sido oficial del ejercito austriaco hasta que me corrieron, posteriormente me convertí en delincuente y ahora estoy aqui y por eso lo he invitado a la primera fila donde no hay riesgo de tropezar y caerse porque puede ver la nieve frente a usted.

    Dr. Frankl como me ayudaría si le dijera que tengo claustrofobia o temor a estar en lugares cerrados.  Probaría con lo llamo  intención paradogica al planteamiento cuando le digo al paciente que intente hacer justo eso a lo que le teme. Por ejemplo, si alguien desea curarse de su tartamudez, le pido que hable en público y que tartamude todo lo que pueda, que tartamude adrede sin miedo.     Y entonces    paradogicamente no tartamudea.

Entonces para curarse basta con que se meta a una cueva y repita, me encanta este lugar, ojalá me desmaye dentro o me de un infarto por el susto y     entre más lo haga más se distanciara de su fobia  aquí hay un proceso de aprendizaje de una solución y luego para que se modifique el miedo, vendrá la implementación enfrentando al temor con perseverancia, repitiendo y repitiendo.

El alma humana tiene esa capacidad de distanciarse del cuerpo.     Su espíritu señor Hertzog, puede separarse de sus mecanismos corporales y psíquicos. A eso yo le llamo logoterapia o sea la terapia de curación desde el espíritu, desde el logos.

Más tarde ese día, Víktor y su amigo David víeron al Dr. Hersog entrar a su horrorosa cueva.

        Conclusión    

En esta segunda parte de la semblanza de Víktor Frankl nos empieza a explicar el método utilizado para los casos de intento de suicidios y eliminación e fobias     analizando primero al individuo y posteriormente aplicando la logoterapia ayudando así a los pacientes a encontrar un motivo para vivir y un sentido a su vida aplicando la logoterapia  .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.